Cómo hacer un injerto en un árbol frutal

¡Compártelo!Share on Facebook14Pin on Pinterest1Share on Google+0Tweet about this on Twitter

La realización de un injerto en cualquier árbol de nuestro jardín es muy fácil. Sólo tendremos que seguir una serie de consejos y recomendaciones y no tendremos ningún problema. A continuación os compartimos los elementos y materiales necesarios para hacer un injerto, así cómo los pasos a seguir para tener éxito. 

Cómo hacer un injerto.

Elementos necesarios para el injerto:

  • Cuchillas o tijeras afiladas
  • Cera para injertar
  • Cuerda de esparto o rafia
  • Cartón anti-humedad

Lo más importante una vez tenemos todos los elementos necesarios y realizado el corte pertinente, será el hecho de unir la estaca con el patrón y seguir una serie de consejos, trucos y recomendaciones que os damos a continuación.

Lo que debemos tener en cuenta a la hora de realizar un injerto correctamente:

  1. La estaca y el pie deben ser compatibles y que se pueda realizar correctamente. Si no es así, el injerto no servirá y tampoco funcionará.
  2. Las superficies de corte del árbol receptor y de la estaca deben estar en estrecho contacto. Y el vástago que vayamos a añadir debe estar correctamente contactado.
  3. Es importante realizar estas tareas de la manera más eficaz posible ya qué hasta qué la savia no llegue a la rama nueva no podrá alimentarse. Por lo tanto lo primero que tenemos que hacer es garantizar que el alimento y la comunicación entre el árbol y la rama nueva esté correcto.
  4. La estaca es importante que ya para cuándo reciba la savia este completamente comunicada con el resto del árbol.
  5. Es fundamental que los dos árboles tengan el estado de salud adecuado, es decir, que no estén enfermos en el momento en el qué se realiza el injerto.
  6. Es importante también que una vez realizado el injerto, protejamos de la humedad y el ataque de hongos y de otras plantas del lugar que puedan estar enfermas. Si entra alguna infección u hongos por la  herida el árbol se enfermará. Para ello utilizaremos la cera para los injertos. Con esta cera alrededor de la herida la tapamos y protegemos de estas amenazas el árbol.
  7. Lo más importante una vez realizado el injerto es el control de qué todo siga perfectamente y sin enfermedades. También tendremos que vigilar que no crezcan nuevas ramas o vástagos que quitarán energía y alimento a la rama que queremos que injerte y crezca.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.